La copa menstrual y el Síndrome de Shock Tóxico



Cuando oímos hablar del SST, a veces lo primero que nos cuentan es que es culpa de los tampones. ¿Pero realmente es así?¿Puedo sufrir SST sin usar tampones? ¿Si uso la copa me puedo despreocupar de esta enfermedad?

En España más del 63 % de las mujeres reconoce no ser consciente acerca del peligro del Shock Tóxico . Se tiende a pensar que la culpa la tienen los tampones, aunque en realidad, se trata de una falta de concienciación acerca de los productos que estamos utilizando.

Se han dado ya diversos casos de mujeres afectadas por el SST después de utilizar tanto copas menstruales cómo tampones, y es que el SST no depende solamente de tus productos, sino de las circunstancias en tu vagina que permitan o no el desarrollo bacteriano de dicha cepa bacteriana.

Según estudios realizados en casos reales de SST y copa menstrual, se ha detectado que los principales motivos para que se produzca el fatal desenlace pueden ser:

  • Acumulación de fluidos menstruales durante mucho tiempo prolongado (al contrario de lo que indican la mayoría de fabricantes, no se recomienda utilizar ningún producto de higiene íntima durante más de 8h)

  • Irritación Vaginal: probablemente inducida por el contacto directo con las manos o el roce de la copa con las paredes vaginales.

  • Aumento del PH Vaginal durante la menstruación de 4,2 a 7,4 aprox.

Sabiendo esto nuestras recomendaciones básicas para tratar de estar a salvo de esta bacteria:

  • Evita fibras sintéticas en contacto con tu zona íntima. Además usa ropa interior de algodón, si es orgánico mejor, que deje transpirar tu piel.

  • No utilices ningún producto de higiene íntima por más de 8h: si dudas entre dos absorciones siempre elige la menor.

  • Límpiate las manos con agua y jabón antes de aplicarte tu tampón o copa menstrual.

  • Acude a tu médico de urgencias si notas alguna irritación, fiebre o cualquiera de los síntomas mencionados en nuestro post sobre el shock tóxico.

La desinformación es la principal causa de este tipo de enfermedades. Muchas veces tenemos en la cabeza que el porcentaje es tan pequeño que no nos pasará a nosotras. Pero puede pasarnos. Por esto, el uso adecuado de cada producto y una buena higiene hará que nuestras probabilidades bajen.