Más allá de los ejercicios de Kegel: fisioterapia pélvica


Los sexólogos muchas veces hablan de la importancia de cuidar el suelo pélvico, formado por ligamentos y músculos. Su función es ofrecer soporte a los órganos de la pelvis (útero, vagina, recto, vejiga y uretra).

Los ejercicios de kegel se recomiendan para evitar pérdidas de orina que se van produciendo con la edad, evitar prolapsos genitales, recuperarse después del parto o de una cirugía que afecte a los genitales, o bien si tenemos estreñimiento o gases.  Y yendo un poquito más allá si ejercitamos el suelo pélvico mejoramos la percepción de nuestros genitales, aumentamos el conocimiento de nuestro propio cuerpo y incrementamos la intensidad del orgasmo. 

Estos ejercicios los podemos hacer en casa cómodamente pero y si vamos más allá y buscamos más herramientas efectivas para solucionar los problemas relacionados con el suelo pélvico se recomienda acudir a un fisioterapeuta.

Tal vez hayas ido al fisioterapeuta si has tenido un accidente o lesión para ayudarte a recuperar y reducir el dolor. O alguna amiga te dice que se va al “fisio”. Pero la fisioterapia también trabaja el suelo pélvico? En qué consiste? 

¿Qué es la fisioterapia pélvica?

La fisioterapia pélvica es una especialización más dentro del campo que consiste en la evaluación interna y externa y en el tratamiento de alguna disfunción del suelo pélvico, ya sea en relación a la función sexual, al embarazo y postparto, a dolores pélvicos, a dolores intestinales como estreñimiento o gases, en el rendimiento del deporte o en la salud en general.

¿Qué tipo de técnicas se pueden aplicar?

  • Entrenamiento muscular mediante ejercicios de kegel dirigidos y uso de bolas chinas

  • Masaje, estiramientos y tratamiento de contracturas musculares

  • Electroestimulación

  • Abdominales hipopresivos

¿Cuáles son los beneficios de la fisioterapia pélvica?

Si bien hay muchos beneficios para ver a un fisioterapeuta pélvico, para tratar múltiples problemas, vamos a destacar tres. 

1- Es un tratamiento especializado y llevado a cabo por expertos 

Ellos están especializados y  conocen bien los problemas derivados de los músculos y esqueleto. Por tanto es bueno siempre ponernos en manos de expertos. Porque la salud es importante y hay que saber dónde acudir en cada caso. 

2- Nos ayuda a comprender y resolver nuestros problemas

Un plan de ejercicios personalizados de un experto siempre nos ayudará a comprender y a resolver nuestros problemas, y no pensar, como hacemos muchas veces que si tenemos un problema ya se solucionará o bien lo resolvemos a nuestra manera sin saber si es o no correcto.

3- Dedicar tiempo, educación y atención a la salud pélvica

Para muchas mujeres explicar lo que nos sucede nos puede resultar incómodo pero si descubrimos que hay profesionales que nos pueden ayudar, poco a poco vamos hablando más del tema y conociendo un poquito más. 

A veces no tenemos la suficiente información o algunos temas relacionados con el cuerpo de la mujer son tabús, pero esto de cada vez está cambiando y se puede hablar más abiertamente. Sin ser menos importante, como hemos visto en este artículo, es la salud del suelo pélvico. Está bien hablar de ello con nuestras amigas y explicar lo que nos sucede porque al final seguro que nuestros problemas son comunes con muchas de nosotras y entre todas nos podemos ayudar.